blog de Jorge Díaz Martínez

jueves, 14 de noviembre de 2013

Propuesta de un modelo felino de convergencia




El objetivo inicial era encontrar un lugar confortable para el reposo de la panza contemporánea, algunas de las más recientes aportaciones de los sofás nos parecían solitarias. Sin embargo, antes que dedicarnos a una superficie gélida o meramente árida, hemos querido fundamentar nuestras bases sobre este papel tan propicio. Creemos que el resultado de este reposo supone por sí mismo una unidad coherente de sentido, la cual tal vez sea suficiente para constituir una siesta. Se trataría, pues, de una siesta de análisis sobre cuestiones de cercanía calorífica y de la propuesta de un modelo felino de convergencia, y por ende, de familiaridad simbiótica.





 

3 comentarios:

Ana Isabel Alvea Sánchez dijo...


Que gato o gata más lista/o tienes

Ana Isabel Alvea Sánchez dijo...

Él sí que sabe...

Jorge Díaz Martínez dijo...

Gatita, y no es mía, solo vive conmigo.
(no es la típica frase buen rollera, es que es de mi compi de piso)